Mapa Web

miércoles 30 de julio de 2014 4:55

Situación actual: Inicio Municipio Historia → Historia del apellido Japón

Historia del apellido Japón

Placa en monolitoCoria del Río es un pueblo sevillano que suma a su herencia romana y musulmana, la experiencia de ser el anfitrión de un encuentro entrañable entre España y Japón, que ha dejado una huella perpetua, hoy recuerdo vivo, mantenido por quince generaciones de andaluces, que han conservado el apellido Japón de sus antepasados. Fue en el año 1614 cuando una expedición, dirigida por el samurai Hasekura Tsunenaga, llegó a Coria del Río.
El propósito de esta expedición era visitar al Papa en Roma y obtener apoyo político y religioso para los japoneses convertidos al cristianismo, al mismo tiempo que establecer contactos comerciales. La expedición partió de Sendai, al norte de la mayor isla del archipiélago japonés, en primer lugar con destino a México para después, hacer escala en el rico puerto fluvial del Guadalquivir en Coria, antes de salir hacia Italia. De este modo, los japoneses pretendían conocer la ruta a Nueva España como posible ruta comercial.
Grabado de Hasekura en su visita a RomaTras ser recibidos por las autoridades relevantes de esta localidad y de la ciudad de Sevilla, Hasekura partió hacia la capital, donde sería recibido por el rey Felipe III, antes de continuar su viaje y regresar finalmente a Japón. Por el contrario, algunos de los japoneses de Hasekura, sabiendo de la persecución del Cristianismo y cierre de las fronteras japonesas, decidieron quedarse a vivir en Sevilla y profesar sin peligro su religión. La huella de la estancia nipona en Coria fue una nueva descendencia que llenó las calles de este lugar. Las primeras noticias en torno a ella aparecieron a mediados del siglo XVII en el registro bautismal de la Parroquia de Santa María de la Estrella, donde se encontró la partida bautismal de un niño que llevaba por apellido Japón, hijo de uno de los japoneses miembros de la tripulación de Hasekura. Otro caso igual fue registrado en Extremadura en 1620 aunque parece ser, que fue en Coria donde el apellido tuvo mayor expansión. Incluso en el censo sevillano de 1995 se localizan hasta seiscientas personas que llevan este apellido. Entre ellas se encuentra el árbitro de fútbol José Japón Sevilla, cuya combinación de apellidos nos resulta significativa. Sin embargo, este hecho singular de la existencia del apellido Japón, ha permanecido desconocido para el pueblo japonés, hasta que en 1989 con motivo de la conmemoración de la fundación de la ciudad de Sendai se empieza a investigar sobre el pasado de la misma, hallando una serie de documentos escritos por Date Masamune, gran Señor de Sendai, donde se menciona la misión de Hasekura. Comienza así el contacto con Coria del Río en busca de más información sobre aquel acontecimiento. El Ayuntamiento de Sevilla remitió a Sendai una de las cartas que trajera Hasekura, conservada allí, y explicó el caso de los descendientes de los japoneses de Coria del Río, noticia que se publicaría en el periódico Asahi.
Estatua de Hasekura en la rivera de Coria del RíoDesde entonces han sido muchos los encuentros entre estos dos pueblos. En 1992 con motivo de la Expo de Sevilla, en el pabellón de Japón tuvo lugar un encuentro muy emotivo entre el embajador y algunos de los descendientes de japoneses que se reunieron allí. También, en mayo de ese mismo año el gobierno japonés de la ciudad de Sendai hizo construir en el Paseo de Coria una estatua de Hasekura. Y en 1996 la Embajada de Japón rindió un emocionante homenaje a todos los descendientes de los japoneses para así conmemorar el 382 aniversario de la llegada a España de la misión de Hasekura. La Asociación Hispano Japonesa Hasekura de Coria del Río, fundada en 1993, organiza actividades y fomenta el encuentro entre corianos y japoneses que visitan el pueblo de sus antepasados. De este modo, se perpetúa el lazo de hermandad y amistad que un día uniera a estos pueblos y se nos invita de nuevo al encuentro.